Instituto Venezolano de Investigaciones Cientificas 

Tener células tumorales no siempre conduce a cáncer

Prensa IVIC.- Estar vivo no significa tener salud. Igual ocurre con el cáncer: tener células tumorales no implica que se va a desarrollar cáncer.

“Todos tenemos células que tienen mutaciones, pero eso no implica que desarrollaremos un tumor”, explicó el doctor José Cardier, jefe del Centro de Medicina Regenerativa del Instituto Venezolano de Investigaciones Científicas (IVIC), durante el VI Congreso Venezolano de Células Madre.

Según la Organización Panamericana de la Salud (OPS), el cáncer es la segunda causa más frecuente de morbilidad y mortalidad en las Américas, después de las enfermedades cardiovasculares. Se estima que cuatro millones de personas fueron diagnosticadas en 2020 y 1,4 millones murieron por cáncer.

Hay factores de riesgo para distintos tipos de cáncer. Algunos son genéticos y no se pueden modificar; otros ocurren a partir del nacimiento en células localizadas en tejidos donde hay alta multiplicación celular. Sin embargo, tener uno, varios o todos los factores de riesgo no significa que la persona se vaya a enfermar. Por eso se habla coloquialmente de “la mala suerte del cáncer”, afirmó el doctor Cardier en su ponencia. “Siempre decimos en el laboratorio que hay que conocer la normalidad para conocer la anormalidad. En eso estamos”.

Células madre y cáncer

Todos los seres humanos “tenemos células madre en todas partes del cuerpo, porque de lo contrario no tendríamos la capacidad de regenerar o reparar tejidos”, dijo el investigador del IVIC.

Las células madre son “células maestras”, porque a partir de ellas se generan absolutamente todas las demás células del cuerpo. Las células madre se dividen para formar células hijas o progenitoras. Estas, a su vez, se convierten en células especializadas con una función más específica o diferenciada: células sanguíneas, células cerebrales, células del músculo cardíaco o células óseas, por ejemplo. Ninguna otra célula del cuerpo tiene la capacidad natural de generar todos los tipos de células; esto es algo exclusivo de las células madre.

Las células madre formadoras de células de sangre o hematopoyéticas pueden generar todos los tipos de células sanguíneas, tales como glóbulos blancos y glóbulos rojos.

Entre los diferentes tipos de células dentro de un tumor hay una subpoblación de células que pueden permanecer en estado “durmiente” y que tienen la capacidad de multiplicarse indefinidamente, son resistentes a la quimioterapia y se cree que son responsables de la recaída después de la terapia. Estas células se llaman células madre cancerosas y también dan lugar a células altamente metastásicas que se diseminan a otros órganos y tejidos.

El doctor Cardier informó que, en muchos aspectos, “las células madre tumorales se comportan de manera muy similar a las células normales”. La investigación continúa para tratar de hallar respuestas. “Nosotros estamos tratando de entender eso”, reconoció el investigador del IVIC.

Deja un comentario

Eisamar Carolia Ochoa Contreras

Antropóloga (UCV). MSc en Procesos Sociopolíticos y de Integración Venezolanos, Latinoamericanos y Caribeños (IDEA).

Diplomante en Economia Política (CLACSO). Investigadora, conferencista y autora de diversos artículos y libros en las áreas de soberanía alimentaria, antropología de la subsistencia, agroecología, historia de la alimentación y la agricultura e investigación acción participativa. Activista social en agroecología y praxis autogestionarias. Presidenta de la Fundación de Investigaciones Sociales Diversidad.

Milagro Fernández Delgado

Dra. en Ciencias Biológicas. Investigador Asociado III-3

 Licenciada en Bioanálisis de la Universidad de Carabobo (UC, 2002) con trabajo de grado referente a la caracterización bioquímica e inmunológica de la actividad enzimática de Schistosoma mansoni (Estudiante visitante, asistente y tesista del Laboratorio de Inmunoparasitología, Centro de Microbiología y Biología Celular – IVIC, donde se desarrolló el trabajo experimental). Doctorado en Ciencias Biológicas (2010) de la Universidad Simón Bolívar (USB) con formación en el área de Microbiología Ambiental y tesis en el estudio de factores de virulencia, mecanismos de supervivencia y transmisión de bacterias patógenas en ambientes marinos (trabajo realizado entre Laboratorio de Microbiología Acuática, USB, y como Profesional en entrenamiento y Estudiante tesista de postgrado del Laboratorio de Fisiología Gastrointestinal, Centro de Biofísica y Bioquímica – IVIC). Postdoctorado (2011-2014) en el Laboratorio de Fisiología Gastrointestinal, Centro de Biofísica y Bioquímica – IVIC, relacionado a la genotipificación de especies de Vibrio y Helicobacter con potencial patógeno en ecosistemas acuáticos de Venezuela. Profesora del Postgrado de Microbiología del IVIC (2012-presente).